El impacto del ser humano en nuestro planeta, y cómo está influyendo en el cambio climático, es muy profundo y conlleva la pérdida de la biodiversidad, es decir, la extinción de especies: animales, plantas, hongos, bacterias y protozoosque van desapareciendo a un ritmo de más de cien extinciones por millón de especies al año, lo que supone mil veces más que el ritmo natural de los últimos cincuenta años.

Por ello, es necesario frenar el cambio climático,así como sus consecuencias y dar a conocer qué especies han desaparecido ya y cuáles están en grave peligro de extinción. Para ello, los alumnos de los dos primeros cursos de ESO pondrán en marcha “El museo de los extintos”, después de haber trabajado en una fase previa de motivación sobre el tema, en la que visualizarán el vídeo“El humano destructor”. Un museo en el que se recogerán imágenes, esculturas, recreaciones en 3D de especies ya desaparecidas o en riesgo de extinción, que podrán ser recopiladas o recreadas por los propios alumnos. En este sentido, es interesante la propuesta de colaboración de los abuelos y abuelas, con el objetivo de hacer, junto a sus nietos, un trabajo comparado en el que se mostrará el ayer y el hoy de la localidad o la zona geográfica más próxima.

Al finalizar la exposición de todos los trabajos, esta unidad didáctica, de carácter interdisciplinar desde las áreas de Ciencias, Artes, Ciencias Sociales y Ética y Educación en Valores, propone un interesante ejercicio de evaluación del proyecto desde diferentes perspectivas: evaluación en pequeños grupos, coevaluación y autoevaluación, adjuntando las rúbricas adecuadas para facilitar su desarrollo.